Trabajo y empleo aumenta un 10,49% su capacidad de gasto para volcarse en digitalizar Lanbide, los nuevos nichos de empleo, la igualdad y la juventud

Fecha de publicación: 

Lanbide.

Imagen de la presentación
  • Contará con 827.000 euros e incrementa las cuantías de la RGI con unos Presupuestos que la Vicelehendakari dice que están abiertos a la oposición
  • Habrá un plan de formación para rescatar a personas trabajadoras afectadas por sectores en crisis

El Departamento de Trabajo y Empleo contará en 2021 con 943.827.000 euros que le permitirán aumentar un 10,49% su capacidad de gasto, volcados en la digitalización de Lanbide, la promoción de nuevos nichos de empleo, el impulso de la igualdad plena de la mujer y el refuerzo de los planes para el empleo juvenil, además de proteger a los más vulnerables con el incremento de la cuantía de la RGI en un 1,8%.

En la presentación de los Presupuestos del Departamento ante la correspondiente Comisión del Parlamento vasco, la Vicelehendakari y consejera de Trabajo y Empleo, ha resumido los objetivos para el próximo año en “conseguir el acceso a un trabajo seguro, con derechos, participativo e igualitario, y a favorecer la generación de empleo innovador, decente y con formación adecuada, que cuente con un servicio público más eficaz. “Y junto a ello, nuestra apuesta de país para proteger a los más vulnerables: mientras elaboramos un nuevo proyecto que refuerce nuestro sistema de protección social, incrementamos la cuantía para los perceptores de RGI con el doble del incremento previsto para el conjunto de los empleados públicos”, ha añadido.

En sus explicaciones, la Vicelehendakari ha aludido a las incertidumbres generadas por la pandemia, que requieren de una “hoja de ruta clara”, como la que tiene el Departamento. Desde la “certeza” de la que ya dispone la ciudadanía vasca, al saber que va a contar con unos Presupuestos para paliar los efectos de la crisis y preparar al país para el futuro, ha explicado las partidas más novedosas para el ejercicio 2021.

A pesar de esa certeza, ha invitado a los grupos a no hacer “lecturas con las gafas del pasado”, y que vean estas Cuentas como un proyecto para seguir resistiendo y para estar preparados como sociedad ante la primera ventana de oportunidad que nos abra la pandemia”. “Y en ese esfuerzo espero contar si no con todos, sí con la inmensa mayoría de esta Cámara. Porque es una propuesta alineada con las cuentas que están saliendo adelante en el Congreso y en casi todas las administraciones públicas vascas”.

Partidas relevantes

Entre las actuaciones novedosas que se presentan, en el ámbito del Trabajo seguro y con derechos, destaca el fuerte incremento, de un 7,2% en el presupuesto de Osalan, que asciende a 15.628.000 euros, 1.046.000 euros más que el pasado año, con la incorporación de 12 rastreadores de COVID en el ámbito laboral y 800.000 euros para formación y prevención en distintos sectores. Además, se incorporan tres nuevos inspectores de Trabajo y se crearán otras cuatro plazas nuevas.

En cuanto al trabajo igualitario, además del incremento en un 50% en las campañas de difusión contra la brecha salarial, la suma de distintas partidas que llevan esta referencia, junto con las inspecciones que garanticen la igualdad o fomento del emprendimiento y talento femeninos alcanzan los 1.470.000 euros, de los que un 80% son nuevos, entre los que destacan un millón para un plan de formación en sectores masculinizados, 100.000 euros en subvenciones para impulso de mujeres en órganos de dirección o 70.000 euros para revisión de convenios en clave de perspectiva de género.

En relación a los empleos de los jóvenes, la suma de las distintas partidas que expresamente se dirigen este colectivo alcanzan los 13.272.680 euros. Desde la Viceconsejería de Empleo: 950.000 euros para programa reactivaT, 45.000 para el Foro Empleo Juvenil, 77.680 euros en programas del Plan Operativo de Empleo juvenil relacionados con los Fondos sociales europeos. Desde Lanbide: 6.500.000 euros para Garantía Juvenil, 4.000.000 euros para Lehen Aukera, 1.000.000 euros para contratos relevo, 700.000 euros para nuevos programas de apoyo al retorno.

El Departamento pondrá en marcha también un proyecto “Nuevos perfiles profesionales y nuevas competencias para dar respuesta al reto de los cuidados” para afrontar el reto demográfico desde la profesionalización del sector. Para ello, además de los 300.000 euros que se dedicarán a una estrategia que defina las oportunidades de empleo y otros 30.000 para diseñar un programa de emprendimiento en esta área, Lanbide contará con 7,5 millones para formar a personas desempleadas en estos nuevos, tanto ante el envejecimiento como para las oportunidades que surjan de las transiciones digital y ecológica.

Transformación de Lanbide y sectores en crisis

Lanbide precisamente comenzará un proceso de transformación digital que contará con 935.000 euros el próximo año y 700.000 el siguiente y que busca mejorar todos sus ámbitos de actuación hasta lograr un historial único de la persona demandante y vamos a desarrollar de canal de atención online a personas y empresas. Mientras se culmina ese proceso, en 2021 los presupuestos reservan 500.000 euros para un proyecto piloto de Oficina Virtual que canalice on-line muchas tramitaciones que ahora exigen presencia física.

Y también desde Lanbide, además de la formación de mujeres en ámbitos masculinizados, otra novedad es el proyecto de recualificación y recolocación de personas afectadas por sectores en crisis. Es una demanda insistente de este Parlamento, con 2.000.000 de euros en 2021 y otro tanto comprometido en el siguiente ejercicio.